dissabte, 25 de juliol de 2009

Hot Gimmick



En primer lugar, me disculpo por mi desaparición repentina, estaba de exámenes (a finales de julio, sí; en Alemania terminan un mes después que en España). Mientras tanto, he estado leyendo cosillas por ahí, y este mes ha tocado Hot Gimmick, de Miki Aihara, un manga con el mismo número de detractores como de fans.

HISTORIA

La familia de Hatsumi vive en un complejo residencial que pertenece a la empresa donde trabaja su padre, y en el que todo el mundo le hace la pelota a la señora Tachibana, la mujer del jefe, para ganarse su favor y que no los echen de allí o no perder sus empleos. La historia empieza cuando Akane, la hermana de Hatsumi, le pide a ésta si le puede comprar un test de embarazo, ya que Akane aún está en la secundaria y Hatsumi, en el equivalente del bachillerato.

Para Hatsumi, esta no es una tarea fácil, primero porque no lo ha hecho nunca y segundo porque si la descubren, la reputación de su familia se irá al traste. Se disfraza y consigue comprarlo, pero justo antes de llegar al portal de su casa choca con Ryouki, el hijo de los Tachibana, que le hacía la vida imposible a Hatsumi cuando eran pequeños.

Hatsumi tiene un ataque de pánico porque le tiene mucho miedo por lo que le hacía él de pequeña, y en ese momento la bolsa con el test de embarazo le cae al suelo y Ryouki lo coge. A Hatsumi se le escapa que no es para ella, sino para su hermana, y él le dice que si quiere mantener lo que ha pasado en secreto, deberá ser su esclava. Hatsumi, para protejer tanto a su hermana como a su familia, acepta.

Hatsumi lo cita para contarle que lo de su hermana fue una falsa alarma y que ya no hace falta que la considere su esclava, pero él se niega. El caso es que Ryouki quiere a Hatsumi para practicar sexo, ya que es virgen y no quiere que en su primera vez se rían de él por ser inexperto (Ryouki es uno de los mejores estudiantes de Japón y va a una de las escuelas más prestigiosas del país, y quedar mal en cualquier aspecto le da miedo).

Justo cuando Ryouki intenta forzar a Hatsumi, aparece Azusa Odagiri para salvarla, igual que cuando eran pequeños. Hatsumi está enamorada de Azusa desde que eran niños y él la ayudó después de que Ryouki la empujara y la hiciera caer por las escaleras. Azusa, por su lado, acaba de volver al complejo residencial con su padre después de muchos años, y parece estar interesado en su amiga de la infancia. Sin embargo, aunque se muere de ganas, Hatsumi no puede salir con él porque es la esclava de Ryouki y éste pondrá todo tipo de impedimientos a que ella tenga un novio.


OPINIÓN

Hot Gimmick es uno de esos mangas de primeros de la década del 2000 (por raro que suene dicho así xD) que se hizo muy popular y todo el mundo pedía a las editoriales españolas porque era un best-seller en Japón y se salía de los tópicos que conocíamos en aquel entonces. Lo empecé a leer por curiosidad, porque hacía tantísimo tiempo que todo el mundo decía maravillas de este manga que tenía que darle una oportunidad.

Al principio, con el primer tomo, me pareció que iba a encontrarme algo parecido a Hana Yori Dango, ya que el niño rico y presuntuoso se enamora sin saberlo de la protagonista, de una clase social más baja pero con un corazón que no le cabe en el pecho, y aparece un tercero en discordia, el gran amor de toda la vida de la protagonista, la cual empieza a dudar sobre sus sentimientos y el lector está intrigado por saber por cuál de los dos se decidirá al final.

No contenta con esto, la autora decidió darle un giro argumental a la serie haciendo que las cosas no sean como parecían en un primer momento, y ahí piensas, "bueno, vamos bien, esto promete". Pues no. En mi opinión, lo que falla en este manga no es el argumento en sí, sino le cómo la autora liga los temas, y los personajes.

En primer lugar, Hatsumi, de tan buena e inocente que es, parece tonta. No sé si las japonesas de verdad serán así, porque este no es el primer manga en el que se convierten en la esclava del tío despótico del cual se acaban enamorando, y lo hacen sin rechistar. También perdona a Azusa por todo lo que le hizo, así, sin más, encima de que él se comporta como un verdadero hijo de p... a lo largo del manga.

Luego están ellos: por un lado, Ryouki cumple con el estereotipo de chico frío y calculador, extremadamente inteligente a nivel intelectual pero un cero a nivel emocional, que solo sabe demostrar cuánto quiere a Hatsumi tratándola como si fuera una mierda. Por otro lado está Azusa, que es capaz de hacer daño a Hatsumi por algo que no tiene nada que ver con ella, a pesar de que sí siente algo por ella, pero Hatsumi, que, como ya he dicho, es completamente inocente, le perdona y sigue sintiendo algo por él "porque son amigos de la infancia".

El gancho que le encuentro a este manga es la intriga de saber si Hatsumi finalmente se enamorará de Ryouki a pesar de todo, y cómo acabará la historia de la venganza de Azusa y el triángulo amoroso Hatsumi-Shinogu-Asahi (estos dos últimos, el hermano y una vecina y amiga de Hatsumi, respectivamente).

La controversia de este manga es el trato que le dan todos los personajes masculinos a Hatsumi, desde el despotismo de Ryouki hasta la violación en grupo que planea Azusa. Hay quien dice que Hot Gimmick refleja la sociedad japonesa mediante la exageración de los rasgos de los personajes (aunque la realidad siempre supera la ficción). Ciertamente, las historias de los padres de los protagonistas influyen en las generaciones más jóvenes y de ahí sale el drama.

Como historia de amor tiene todos los elementos necesarios de un shoujo: un triángulo amoroso (aunque técnicamente es una figura geométrica más complicada), amor, amistad, traición, la primera relación sexual, tabúes de la sociedad japonesa... Todo en uno en un manga que se califica como manga para adultos por los temas sexuales y de abuso que aparecen.

En España lo publicó recientemente la editorial Planeta de Agostini, respetando los 12 tomos de la edición japonesa y las portadas (que a mí, personalmente, me llaman mucho la atención por el estilo).

No hay adaptación de Hot Gimmick al anime, aunque sí hay un CD-drama y Megumi Nishizaki escribió una novela inspirada en el manga, llamada Hot Gimmick S, aunque tiene un final alternativo y se centra en la relación entre Hatsumi y su hermano Shinogu. Esta novela se puede encontrar en inglés de la mano de la editorial Viz, que también publicó el manga en Estados Unidos.

Twitter Goodreads